¡A la escuela vas tú!

Ilustración de un niño dando una patada a su padre
31/08/2015

Biel no quiere volver a la escuela después de las vacaciones de verano. Se le hace una montaña tener que pensar en los deberes y en que cada día tendrá que levantarse temprano.

Su padre, sin embargo, intenta animarle a que lo tome con ilusión. Pero Biel está de un humor de perros y no quiere ni oír hablar. Termina peleado con su padre.

Al día siguiente por la mañana, primer día de escuela, Biel se levanta con ganas de ir a la escuela. ¿Qué habrá pasado durante la noche para que el niño haya cambiado de opinión?

Documentos: