• El portal de la salud para las familias
  • El Observatorio de la salud de la infancia y la adolescencia
  • Más de 1000 consejos de salud para tus hijos
  • La guía de la salud y el bienestar para tus hijos

La semana 4 del embarazo

17/05/2017

Durante la cuarta semana del embarazo, tu bebé (por ahora un embrión) consta de dos capas de células (el epiblasto y el hipoblasto) que se desarrollarán hasta formar los órganos y las partes del cuerpo de tu hijo.

Al mismo tiempo se están desarrollando otras dos estructuras: el amnios y el saco vitelino. El amnios, que contiene el líquido amniótico, recubrirá y protegerá al embrión en desarrollo. El saco vitelino producirá sangre y ayudará a alimentar al embrión hasta que la placenta lleve a cabo esta función.

Tu cuerpo

Durante esta semana el bebé continúa su implantación en el útero, y se alojará profundamente en el endometrio. Una vez implantado, el bebé comienza a producir una hormona denominada gonadotropina coriónica (hCG) que ayuda a mantener la pared interna del útero. También envía una señal al ovario para que interrumpa la liberación de óvulos cada mes, lo cual impide la menstruación. Durante esta semana, algunas mujeres sufren calambres abdominales leves o una pequeña pérdida de sangre mientras se lleva a cabo la implantación y confunden estos síntomas con la menstruación ya que, por lo general, esto ocurre en la misma época en que deberían tener su período menstrual.

La hCG es la hormona que se mide en las pruebas de embarazo. Esta semana la prueba ya detectará que estás embarazada. La hormona hCG es también la que causa los síntomas típicos del embarazo que suelen comenzar a aparecer durante esta semana.

El cansancio, el hormigueo, el dolor de pechos o las náuseas te harán creer que pronto tendrás tu período menstrual, ya que los primeros síntomas del embarazo son similares a los del síndrome premenstrual. Sin embargo al final de esta semana, la menstruación no llegará. ¡Enhorabuena, estás embarazada!

Acceso a la fuente de consulta:

Semana 4 del embarazo. KidsHealth. [Fecha de consulta: 23/05/2017]

Comparte