Recomendaciones para padres sobre fármacos de uso frecuente en domicilio

22/04/2022

Aunque siempre es recomendable comprar los fármacos en función de lo que indique el pediatra, hay unos cuantos que debemos tener en casa para tratar los síntomas más comunes de los niños y niñas.

A continuación, repasaremos algunos de los síntomas más comunes y los fármacos que podemos tener en casa para tratarlos, sin necesidad de consultar previamente con el pediatra.

Fiebre

Consideramos fiebre si la temperatura axilar es superior a 38ºC. Antes de poner el termómetro hay que desabrigar al niño y asegurar un ambiente sin excesivo calor ni frío. Aunque la temperatura sea superior a 38ºC, no será necesario siempre administrar antitérmicos. En general, si tu hijo/a tiene buen estado general y no tiene un problema o enfermedad que justifique bajar rápido la temperatura (como propensión a convulsiones febriles) no será necesario administrar antitérmico.

En cuanto a los fármacos antitérmicos, en general, recomendamos no alternar los fármacos. Los antitérmicos más comunes en pediatría son el paracetamol y el ibuprofeno.

  • Paracetamol: 
    • o Si tu hijo/a no es capaz de tomar comprimidos: Paracetamol 100 mg/ml solución oral: Peso x 0.15= ml a administrar cada 6 horas.
    • Si tu hijo/a toma comprimidos: Paracetamol 500 mg/comprimidos: Paracetamol 500 mg/comprimidos:
      • Niños entre 33 kg y 42 kg de peso (de 10 a 12 años, aprox.): 1 comprimido cada 6 horas, hasta un máximo de 4 comprimidos al día.
      • Niños entre 42 kg y 50 kg de peso (de 12 a 15 años, aprox.): 1 comprimido cada 4 horas, hasta un máximo de 6 comprimidos al día.
  • Ibuprofeno (a partir de los 3 meses):
    • Si tu hijo no es capaz de tomar comprimidos: 
      • Ibuprofeno 20 mg/ml: Peso x 0.4= ml a administrar cada 6-8 horas.
      • Ibuprofeno 40 mg/ml: Peso x 0.2= ml a administrar cada 6-8 horas. 
    • Si tu hijo/a toma comprimidos: ibuprofeno 400 mg/comprimidos: 
      • En adultos y adolescentes de 12 a 18 años se tomará 1 comprimido cada 6 a 8 horas, hasta un máximo de 4 comprimidos al día. 

Ante un niño o niña con fiebre, los pediatras recomendamos acudir a urgencias si: el menor tiene menos de 3 meses de edad, mal aspecto, aparición de manchas rojas que no desparecen al presionar (petequias), asociación de somnolencia/decaimiento marcado, presenta dificultad respiratoria, mala tolerancia oral…

Vómitos / Diarrea

Como recomendación general, no debemos administrar fármacos para los vómitos o diarrea, a menos que nos lo indique el pediatra. Ante un cuadro de vómitos y/o diarreas, recomendamos:

Asegurar ingesta de líquidos. En los primeros 30 minutos tras un vómito no ofrecer líquido; posteriormente, si se mantiene sin vómitos, ofrecer líquidos de manera progresiva. En lactantes que tomen el pecho, se puede ofrecer el pecho de manera progresiva y vigilando tolerancia oral. En lactantes que realicen lactancia artificial, ofrecer biberón de manera progresiva y vigilando tolerancia oral. Como alternativa, en lactantes y niños mayores de 2 años se puede ofrecer suero oral de manera progresiva y vigilando tolerancia oral, 3-5 ml cada 3-5 min. Posteriormente a conseguir tolerancia, asegurar compensar vómitos y diarreas posteriores: 

  • Por cada vómito: calcular ofrecer unos 4ml x Kg.
  • Por cada diarrea: calcular ofrecer unos 10 ml x Kg.

Si presenta buena tolerancia a líquidos, se puede ofrecer posteriormente iniciar tolerancia a sólidos, se recomienda una dieta sin muchas grasas ni azúcares. En el caso de diarrea persistente, se pueden ofrecer probióticos.

No se recomienda el uso de antidiarreicos. 

Acudir a urgencias si: decaimiento, vómitos incoercibles, signos de deshidratación (escasa orina en las últimas horas, mucosas secas, ojos hundidos, somnolencia asociada…), asociación de manchas rojas que no desaparecen al presionar (petequias)…

Dolor

Es importante valorar si, además del dolor, presenta otra sintomatología añadida que podamos tratar o justifique el dolor (por ejemplo, fiebre y dolor de cabeza…). El dolor puede tener muchas causas y puede aparecer en muchos sitios (en la cabeza, a nivel abdominal, en una extremidad…).

En general, se puede intentar tratar el dolor en casa si el niño presenta buen estado general.

Medicación a administrar (ver pautas como en el apartado fiebre):

  • Paracetamol.
  • Ibuprofeno (a partir de los 3 meses): Mejor evitarlo en el dolor abdominal. 

Acudir a urgencias si tras administrar dicha medicación el dolor no cede, mal estado general asociado, dolor de cabeza acompañado de vómitos, dolor abdominal que impide la deambulación o de predominio en zona baja y derecha del abdomen, si tras un traumatismo se objetiva deformación de una extremidad…

Picor en la cabeza

Si tu hijo presenta picor de cabeza, mirar que no tenga liendres o piojos. Si éste es el caso deberíamos aplicar un tratamiento con permetrina (loción o silicona). 

Con el pelo húmedo, aplicar la loción sobre el cabello y el cuero cabelludo durante 10 minutos. Posteriormente enjuagar el cabello con agua y secar con una toalla. Se puede utilizar el peine para piojos. Si se observan piojos vivos en la cabeza 7 días o más después del tratamiento, hay que repetir todo el proceso.

Recuerda que ante cualquier duda conviene consultar con el especialista.