Porqué estar sentado demasiadas horas no es bueno para la salud

04/04/2023

Cada vez resulta más complejo encontrar a alguien que no pase parte de las horas del día sentado, exceptuando aquellas acciones que requieren de sentarse para ello. El desarrollo de la sociedad trae consigo muchos cambios positivos, pero como todo, detrás de lo bueno suele haber algo no tan bueno. 

Los avances nos ponen al alcance de la mano el acceso a multitud de oportunidades, que antes nos obligaban a desplazarnos o como mínimo a levantarnos de la silla y eso ya no sólo se traslada al mundo de los adultos sino a los de los más pequeños.

Estar sentado no es natural, no estamos hechos para estar sentados. La forma de "cuatro", con las articulaciones a 90 grados, no es compatible con la estructura de nuestros huesos, músculos y ligamentos.

Nuestro cuerpo debe moverse, son muchos los órganos, sistemas, tejidos, etc. que requieren de movimiento para sumar salud y el hecho de no moverse en lugar de sumar, resta. 

Moverse es sano

La OMS lleva muchos años publicando cuales son los beneficios de ser una persona activa, tanto a nivel físico como mental. Aun teniendo ese conocimiento e incluso cuales son los requerimientos mínimos para alcanzar esos beneficios, las cifras de sedentarismo e inactividad siguen escalando. 

Es especialmente preocupante cuando nos fijamos en las cifras de la población infantojuvenil. Las niñas, niños y adolescentes españoles de entre 9 y 17 años son más sedentarios que las generaciones anteriores, sobretodo tras la pandemia de COVID-19. Las restricciones que todos sufrimos a lo largo de los años del confinamiento han cambiado la manera de interactuar de los niños y jóvenes. El comunicarse a través de las pantallas e incluso jugar de manera interactiva ha ido dejando los espacios de juego al aire libre, más vacíos.

Esta campaña tiene por objetivo sensibilizar a la población sobre la importancia de que los más jóvenes mantengan una vida activa:

 

La importancia de moverse 

El juego y el movimiento son necesarios para un correcto desarrollo. Son las propias familias y las escuelas, sobretodo en la época más primaria, desde donde se debería incidir de una manera especial para que esa evolución positiva se siga manteniendo. En casa, los progenitores deben dar ejemplo y aprovechar aquellos momentos de ocio para mantenerse activos en familia. Actividades en las que desplazarse andando o en bicicleta, por ejemplo, resulte divertido y se aproveche para compartir.

Por otro lado, algunas escuelas están implementando novedades. En Canadá y Méjico se han incorporado lo que se conoce como “bicibancos”, que no son más que una fusión entre una bicicleta estática y un escritorio, buscando combatir la obesidad y la falta de atención a los que puede llevar el estar horas y horas sentado. En Cataluña algunas escuelas enseñan matemáticas “en movimiento” donde interpretan y entienden las matemáticas realizando juegos en el patio de la escuela.

En ocasiones, son los colegios el único espacio en el que nuestros hijos realizan ejercicio o deporte. Son sus profesionales, a través del Colegio Oficial de Licenciados de Educación Física y el Deporte (COPLEF), los que han reivindicado la importancia de la asignatura de educación física para el desarrollo adecuado y el crecimiento saludable del niño, e incluso aumentar las horas dedicadas a ésta.

Eva Ferrer Vidal-Barraquer. Metgessa ​experta en Medicina de l'Educació Física i l'Esport.

Eva Ferrer Vidal-Barraquer

Médico ​experta en Medicina de la Educación Física i el Deporte. Unitat de Medicina del deporte Clínic-Sant Joan de Déu