• El portal de la salud para las familias
  • El Observatorio de la salud de la infancia y la adolescencia
  • Más de 1000 consejos de salud para tus hijos
  • La guía de la salud y el bienestar para tus hijos

Conoce que és la Declaración de los Derechos del Niño

19/11/2014

Promover la fraternidad y armonía entre los niños y proteger su bienestar. Con este objetivo, las Naciones Unidas aprobaron, en 1959, la Declaración de los Derechos del Niño. ¿Sabes cuáles son? Conmemoramos el Día Mundial de la Infancia explicándotelos. 

Hace 55 años las Naciones Unidas aprobaron la Declaración de los Derechos del Niño con el objetivo de promover la fraternidad y la armonía entre todos los niños del mundo además de proteger su bienestar. El 20 de noviembre, día en que precisamente se celebra el aniversario de esta resolución, se conmemora el Día Mundial de la Infancia. Tanto la Declaración como la celebración de la jornada se basan en el fomento de estos derechos y en que tanto niños como adultos los conozcan y respeten. 

Te explicamos a continuación cuáles son estos derechos, pues es importante conocerlos para poder aplicarlos en el trato, educación y desarrollo de tus hijos e incluirlos en los conocimientos que van adquiriendo. Cabe añadir, en este sentido, que muchas escuelas se encargan también de enseñárselos a los niños y de asegurarse que reciben e interiorizan los valores y actitudes que de ellos se derivan.

Los 10 principios de la Declaración de los Derechos del Niño

La Declaración de los Derechos del Niño incluye un total de 10 principios que engloban y recogen todos los derechos que las Naciones Unidas consideran que deben protegerse. Son los siguientes:

  1. Todos los niños han de ser reconocidos y disfrutar de los derechos que se enuncian en la Declaración, sin ser discriminados por raza, color, sexo, religión, idioma, opiniones políticas, origen nacional o social, posición económica, nacimiento, etc. ya sea del menor o de su familia.
  2. Los niños tienen una protección especial y han de disponer de oportunidades y servicios para desarrollarse física, mental, espiritual, moral y socialmente, en libertad y dignidad. 
  3. Los niños tienen derecho a un nombre y una nacionalidad.
  4. Los niños tienen derecho a crecer en buena salud. Así deben gozar de los servicios de la seguridad social y tanto a ellos como a sus madres se les deberá proporcionar cuidados prenatales y postnatales. Además, tienen derecho a alimentación, vivienda, recreo y servicios médicos adecuados.
  5. Los niños impedidos física o mentalmente deben recibir el tratamiento, educación y cuidados que requieren sus distintos casos.  
  6. Los niños necesitan amor y comprensión, deben crecer al amparo y bajo la responsabilidad de los padres y en un ambiente de afecto y seguridad moral y material. De este modo, las familias numerosas deben recibir subsidios estatales. Además, este apartado detalla también que no se debe separar a un niño de su madre salvo en circunstancias excepcionales y que los niños sin familia o que no cuenten con los medios adecuados de subsistencia deben ser cuidados por las autoridades públicas y la sociedad.
  7. Los niños tienen que recibir educación gratuita y obligatoria, por lo menos en las etapas elementales, para favorecer su cultura general y permitir que desarrollen sus aptitudes y juicio individua, su sentido de la responsabilidad y social y lleguen a ser miembros útiles de la sociedad en condiciones de igualdad. Además, los niños tienen que disfrutar del planteamiento de juegos y recreaciones orientados a la educación. 
  8. Los niños deben figurar entre los primeros que reciban protección y socorro, sean cuales sean las circunstancias.
  9. Los niños han de ser protegidos contra toda forma de abandono, crueldad y explotación. 
  10. Los niños deben ser educados en un espíritu de comprensión, tolerancia, amistad entre los pueblos, paz y fraternidad universal y conscientes de que deben dedicar sus energías y aptitudes al servicio de sus semejantes. Además, deben ser protegidos contra las prácticas que promueven la discriminación racial.

Conocer estos derechos ayudará a tus hijos a ser conscientes de las realidades que viven muchos niños en distintas partes del mundo. Enseñándoselos, podrás compartir con ellos sus opiniones sobre estas situaciones. Esto generará en los niños unas experiencias de aprendizaje muy ricas. 

Además, adquirir esta visión de sus derechos es también una forma de que tus hijos puedan implicarse y participar en actividades en las que puedan ayudar a los demás e intentar construir un mundo más justo.

Acceso a los documentos originales:

Declaración de los Derechos del Niño. Naciones Unidas. 

 

Comparte