• El portal de la salud para las familias
  • El Observatorio de la salud de la infancia y la adolescencia
  • Más de 1000 consejos de salud para tus hijos
  • La guía de la salud y el bienestar para tus hijos

Ha llegado el momento de empezar a usar el orinal

04/08/2014

La transición del pañal a los calzoncillos o a las braguitas varía de un niño a otro. A los 2 o 3 años de edad se suele conseguir el control de esfínteres, aunque el proceso de aprender a usar el orinal se alargará más o menos según su motivación. Debes armarte de paciencia.

Ten en cuenta que no existen fórmulas rápidas ni fáciles para entrenar al niño en el uso del orinal, pero sí algunos consejos.
¿Y quién se encarga de enseñar a usar el orinal al niño? Como padre o madre, debes ser responsable de este momento crucial en la educación de tu hijo.

En su aprendizaje entra en juego nuestra intuición como padres y lo que conocemos del comportamiento del niño. No debes esperar a que lo aprenda todo a la primera y tómate sus errores con comprensión. Ahora bien, ¿qué pasos hay que tener en cuenta para conseguir el éxito en su aprendizaje del uso del orinal?

Pasos para dejar el orinal:

  1. Compra un orinal adecuado y elígelo junto con tu hijo. Debe ser grande, sólido y de base rígida. Considera el uso de un reductor para la taza del inodoro.
  2. Espera al buen tiempo para empezar. Llevar más ropa encima puede dificultarle las maniobras.
  3. Mejor él y tú solos que en compañía. Los familiares, la televisión, la radio y los juguetes le distraerán del objetivo principal.
  4. Pon el orinal en una habitación agradable. Procura que el suelo se pueda limpiar con facilidad y que la temperatura sea la adecuada.
  5. No le pongas los pañales durante el día. Así notará enseguida que se ha hecho pipí encima. Ponle unos calzoncillos y unas braguitas que le gusten.
  6. Enséñale a subirse y bajarse los pantalones.
  7. Procura que pase sólo cinco o diez minutos en el orinal. Siéntalo en el orinal tras cada comida, o cada dos o tres horas. Dale más líquido para que tenga ganas de orinar.
  8. Cómprale una muñeca de las que "hacen pipí", como ejemplo para tu hijo. Sienta la muñeca en el orinal y alábala cuando orine.
  9. Premia con palabras, abrazos y caricias sus esfuerzos por aprender.
  10. No te enfades si se hace caca encima. Explícale con tranquilidad que el pipí y la caca se hacen en el orinal. Anímale y dile que la próxima vez lo hará bien.
  11. Explícale para qué sirve el papel higiénico, y que sepa cómo se vacía el orinal. Insístele en que se debe de tirar de la cadena y lavarse bien las manos.

En todo caso, debes tener claro lo que NO debes hacer. No te preocupes en exceso ni te obsesiones porque le cuesta utilizar el orinal. No le castigues, ni le avergüences ni le riñas. Por último, no le dejes sentado durante demasiado tiempo en el orinal: no lo debe aburrir ni tampoco tomárselo como un juego.


Referencia bibliográfica:

Cómo enseñarle a usar el orinal. Asociación Española de Pediatría. 2011 [acceso 11 de mayo de 2015] 

Comparte