• El portal de la salud para las familias
  • El Observatorio de la salud de la infancia y la adolescencia
  • Más de 1000 consejos de salud para tus hijos
  • La guía de la salud y el bienestar para tus hijos

Enseña a tus hijos a identificar y cómo esquivar a personas extrañas

05/06/2015

Los niños ven personas desconocidas todos los días en las tiendas, en el parque y en sus barrios. La mayoría de ellas son personas normales y agradables, pero algunas pueden no serlo. Aprende cómo enseñar a tu hijo a identificar a aquellas personas y situaciones que pueden ser peligrosas.

¿Quién es extraño y quién no?

No todos los extraños implican un peligro y, por ello, es importante que los niños aprendan a identificar a aquellas personas desconocidas a las que deben evitar y de cuáles no tienen por qué dudar.

Si en algún momento necesitan ayuda también tendrán que acudir a un desconocido; por ejemplo, si se han perdido, si otro niño los quiere pegar o si alguien los persigue. Por ello, deben entender que no todos los extraños son malas personas y que con ciertos desconocidos sí se puede confiar.

¿Con qué tipo de extraños se puede confiar? 

Si algún niño necesita ayuda, ¿a quién debe acudir? 

En primer lugar, enséñale que debe buscar a una persona con uniforme, especialmente policías, guardias de seguridad, bomberos o empleados de alguna tienda. Si no encuentra a nadie con uniforme, puede acudir a mujeres, personas con niños o gente mayor, y siempre es recomendable que lo haga en lugares públicos. De la misma manera, muestra a tu hijo dónde están las casas de amigos y familiares y las tiendas y restaurantes del vecindario a dónde puede acudir si necesita ayuda. También es recomendable que haga uso de su sentido común y evite a personas que le hagan sentir incómodo.

Por otra parte, es común entre los niños desconfiar de aquellos desconocidos con un aspecto malvado o aterrador; los pequeños tienden a pensar que las personas malas se parecen a los villanos de los dibujos animados, cuando no es cierto. Como padres, hay que explicar a los niños que se deshagan de esta idea y no juzguen a las personas por su apariencia, sino por sus acciones. Los pequeños deben entender que la mayoría de personas peligrosas, especialmente los abusadores y los secuestradores de niños, parecen normales y amigables.

Es de vital importancia enseñar a los niños a reconocer aquellas situaciones potencialmente peligrosas. La mejor manera de proteger a tu hijo es que aprenda a reconocer los signos de advertencia y los comportamientos sospechosos. Indícale que debe sospechar y pedir ayuda inmediatamente cuando un desconocido:

  • Le ofrece ir a dar un paseo o una vuelta en coche.
  • Le ofrece un regalo como golosinas o juguetes.
  • Le pide desobedecer a sus padres o hacer algo sin permiso.
  • Le pide ayuda para algo (para buscar a un perro perdido, por ejemplo).
  • Le pide guardar un secreto.
  • Le intenta tocar las partes íntimas o le pide que le toque las suyas.
  • Le hace sentir incómodo de cualquier manera.

Si cualquiera de estas situaciones ocurre, asegúrate de que tu hijo sigue estos 4 pasos:

  1. Decir No
  2. Huir del lugar
  3. Gritar lo más fuerte posible
  4. Explicar a un adulto de confianza lo que le ha ocurrido

Prevenir los encuentros con personas extrañas

Además de asegurarte de que tu hijo aprende estos consejos, también puedes aplicar las siguientes precauciones para ayudarle a mantenerse alejado de los peligros:

  • Saber dónde está en todo momento. Asegúrate de que te informa y pide permiso cuando vaya a alguna parte.
  • Señalarle los lugares más seguros. Muéstrale los sitios para jugar y los caminos del vecindario más seguros.
  • Aconséjale que confíe en su instinto. Aunque no tenga explicación lógica, si tu hijo no tiene un buen presentimiento sobre una persona o situación, es mejor que se aleje.
  • Anímale a jugar en grupo. Siempre es recomendable y más seguro que los niños jueguen en grupo y estén acompañados de otros niños.

Encuentro de extraños online

Hoy en día, también es importante enseñar a los hijos cómo detectar los peligros, especialmente durante la adolescencia. No sólo en persona, sino también en Internet. En general, debe aplicarse el mismo criterio que en la vida real. En cualquier caso, aconseja a los chicos que siempre sigan estas indicaciones para navegar de forma segura:

  • Recuérdales que sus acciones en Internet también tienen consecuencias en la vida real.
  • Diles que limiten el tipo de información que comparten, especialmente que no publiquen sus datos personales y que no mantengan conversaciones de tipo sexual con extraños.
  • Fomenta los buenos modales también en Internet.
  • Limita el acceso a sus perfiles. La mayoría de redes sociales y chats cuentan con opciones de privacidad que, por ejemplo, pueden limitar la lista de ‘amigos’ solo a gente que realmente conozcan.
  • Habla con ellos sobre lo que hacen en Internet. Es importante saber qué publican y con quién se comunican.

Referencias bibliográficas:

What to Teach Kids About Strangers. National Crime Prevention Council, 2014.

How Can I Teach Kids to Be Smart About Strangers? Questions & Answers. KidsHealth, 2013.

Niños y redes sociales en internet. Alerta en línea, 2011.

Comparte