• El portal de la salud para las familias
  • El Observatorio de la salud de la infancia y la adolescencia
  • Más de 1000 consejos de salud para tus hijos
  • La guía de la salud y el bienestar para tus hijos

Detección precoz de la hipoacusia en recién nacidos o screening auditivo neonatal universal

14/09/2015

El programa de detección precoz de la hipoacusia en recién nacidos es una estrategia de prevención y promoción de la salud, impulsada por el Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad, destinada a identificar a aquellos recién nacidos con sordera congénita.

¿Qué es la hipoacusia o sordera congénita?

La hipoacusia o sordera consiste en la pérdida parcial o total de la capacidad auditiva de una persona. Si afecta a niños en edad previa a la adquisición del lenguaje tiene como consecuencia, además de la discapacidad auditiva, el déficit en la adquisición del lenguaje oral. 

Cuando la sordera está presente en el momento del nacimiento se llama sordera congénita, y afecta a cinco de cada 1.000 niños en el momento de su nacimiento.  

¿Cuáles son las causas de la hipoacusia congénita?

Aproximadamente el 50% de los casos de sordera congénita son de origen genético. Es decir, la causa reside en una información genética anómala en el niño.

De ellas, algunas pueden tener su origen en la herencia recibida de ambos padres, que pueden no tener síntomas (herencia autosómica recesiva, herencia ligada al X) y otras en la recibida de sólo uno de ellos (herencia autosómica dominante). A su vez, la sordera congénita puede clasificarse en sindrómica, si la persona afectada presenta otras anomalías o enfermedades asociadas, o no sindrómica, si la sordera es un hallazgo aislado. 

El 50% restante de los casos sin origen genético son debidos a causas ambientales prenatales: 

  • Infecciones que afectan a la embarazada y al feto, tales como rubéola, toxoplasmosis, citomegalovirus o sífilis, que se estudian en las analíticas de control del embarazo. 
  • Administración de algunos fármacos durante el embarazo que pueden resultar tóxicos para el feto, tales como algunos grupos de antibióticos (aminoglucósidos), antipalúdicos (fármacos utilizados para el tratamiento de la malaria), diuréticos (furosemida y ácido etacrínico), citostáticos (medicamentos para el tratamiento de tumores), ácido retinoico…
  • Exposición a radiaciones ionizantes o isótopos radioactivos durante el embarazo.

¿Por qué es importante detectarla de forma precoz? 

La hipoacusia infantil es un problema de salud muy importante por la repercusión que tiene en la adquisición del lenguaje oral y en el desarrollo emocional, escolar y social del niño. Por eso, los programas de detección precoz de la hipoacusia tienen como objetivo la detección de los niños afectados antes de los tres meses y el inicio del tratamiento antes de los seis meses de vida.

¿Qué estrategias existen para el diagnóstico precoz y tratamiento?

Las estrategias actuales de tratamiento de la sordera congénita se basan en la detección precoz, mediante el cribado auditivo universal, y el tratamiento mediante el uso de prótesis auditivas (audífonos e implantes cocleares) y una intervención logopédica temprana para facilitar el acceso precoz y natural al lenguaje oral. 

¿Cómo se valora la audición en el recién nacido?

La mejor forma de que la valoración de la audición se realice a todos los recién nacidos es que se lleve a cabo durante su ingreso en maternidad del hospital en que nacen. 

Existen varias pruebas para valorar la audición del recién nacido. La más utilizada en los programas de detección precoz en recién nacidos son los potenciales evocados auditivos de tronco cerebral automatizados (PEATCa). 

Esta prueba resulta muy sencilla, rápida e indolora para el recién nacido. Se realizan mediante la colocación de unos auriculares desechables alrededor de cada oído cuando el niño está tranquilo, incluso dormido. En pocos segundos se obtiene el resultado:

  • Si el resultado es normal y el bebé pasa la prueba es poco probable que tenga un déficit auditivo, pues la técnica es muy fiable. En cualquier caso, es importante continuar vigilando la audición del lactante durante los primeros meses y comentar cualquier duda con su pediatra. 
  • Cuando el recién nacido no pasa la prueba es importante repetirla al mes de vida. En ocasiones, hay condiciones transitorias en el niño que dificultan la realización de la prueba, que repetida unas semanas después tiene un resultado normal. Si el lactante no pasa la segunda prueba se deriva para valoración a su unidad de ORL de referencia para realizar otras pruebas diagnósticas. 

Acceso a las fuentes de consulta:

Libro blanco sobre Hipoacusia. Detección precoz de la Hipoacusia en recién nacidos. Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad. 2003. [Fecha de consulta: 14/09/2015]

Per què cal fer la detecció precoç de la hipoacúsia al vostre infant? Departament de Salut de la Generalitat de Catalunya.  [Fecha de consulta: 14/09/2015]

Detección precoz de la hipoacusia en recién nacidos. Comunidad de Madrid.  [Fecha de consulta: 14/09/2015]

Comparte