• El portal de la salud para las familias
  • El Observatorio de la salud de la infancia y la adolescencia
  • Más de 1000 consejos de salud para tus hijos
  • La guía de la salud y el bienestar para tus hijos

¿Cómo evitar los riesgos en los niños por las olas de calor y las temperaturas extremas?

06/07/2015

¡Por fin suben las temperaturas! Es ahora cuando debemos aumentar la protección de los niños, sobre todo en plena ola de calor. La deshidratación, el agotamiento, los calambres o la insolación son algunos problemas que pueden sufrir, pero se pueden evitar de forma fácil. 

En verano, y más cuando aprieta el calor, hay que extremar la precaución y proteger a los más pequeños de las temperaturas extremas, ya que ellos son más sensibles que las personas adultas. Ten en cuenta estos consejos:

Mantén a tu hijo fresco

  • Vístele con ropa ancha, ligera y de colores claros. 
  • Procura que esté en lugares frescos, si es posible con aire acondicionado. 
  • Planifica más tiempo del habitual para que el niño descanse o haga su siesta, pues el calor puede provocar que los niños se sientan más cansados.
  • Nunca dejes a un niño dentro de un vehículo, especialmente en verano, ya que la temperatura dentro de un coche puede ser mucho más alta que en el exterior e incluso llegar a provocarle la muerte. 

Mantén a tu hijo hidratado 

Manteneos informados 

  • Prestad atención a las predicciones del tiempo y planead actividades fuera de casa sólo cuando sea seguro. Evitad salir durante las horas del mediodía, cuando el calor es más intenso. 
  • No te olvides de los efectos negativos que la exposición al sol puede tener en la piel de los más pequeños. Protégele siempre con crema solar.

Agotamiento por calor o golpe de calor en niños: ¿cómo actuar?

Estos son algunos efectos del calor extremo en los más pequeños. Aprende cómo distinguirlos y qué debes hacer en cada caso.

Agotamiento por calor

Síntomas: 

  • Sudor excesivo
  • Debilidad
  • Piel fría, pálida y húmeda
  • Pulso acelerado y débil
  • Náuseas o vómitos
  • Desmayo

Qué hacer:

  • Llévale a un lugar más fresco
  • Tumba el niño y aflójale la ropa
  • Aplícale paños frescos y húmedos por la mayor parte del cuerpo del niño
  • Ofrécele agua
  • Si el niño ha vomitado y los síntomas continúan, solicita atención médica inmediatamente

Golpe de calor

Síntomas: 

  • Temperatura corporal elevada (+39ºC)
  • Piel caliente, roja y seca, o por el contrario, húmeda
  • Pulso acelerado y fuerte
  • Posible pérdida del conocimiento
 
Qué hacer:
  • Llama al 112, se trata de una emergencia
  • Traslada el niño a un lugar más fresco
  • Reduce la temperatura del cuerpo del niño con paños fríos o incluso con un baño
  • Si el niño está inconsciente no le des líquidos
 
Referencias bibliográficas:
 
Cómo proteger a los niños del calor extremo: información para los padres. Healthychildren.org, American Academy of Pediatrics, mayo de 2013 [acceso: 12 de julio de 2013]. 
 
Extreme heat and your health. Warning signs and symptoms of heat-related illness. Centers for Disease Control and Prevention, Gobierno de Estados Unidos, junio de 2011 [acceso: 12 de julio de 2013]. 

Comparte