• El portal de la salud para las familias
  • El Observatorio de la salud de la infancia y la adolescencia
  • Más de 1000 consejos de salud para tus hijos
  • La guía de la salud y el bienestar para tus hijos

Cómo es el desarrollo de un recién nacido

25/05/2018
Desde el momento en que nacen, los bebés empiezan a responder al mundo que les rodea. Si bien cada bebé tiene su propio grado de desarrollo, hablad siempre con el médico de vuestro hijo si hay algo que os preocupa sobre su desarrollo.
 
Los médicos se basan en los hitos evolutivos para saber si un bebé se está desarrollando según lo que cabe esperar. Hay una gran variabilidad en lo que se considera normal. Por lo tanto, hay bebés que adquieren habilidades antes, y otros que lo hacen después. Los bebés prematuros alcanzan los hitos evolutivos más tarde. 
 
Tenéis aquí lo que puede y suele hacer un recién nacido:

Habilidades comunicativas y lingüísticas 

Gira la cabeza hacia vuestra voz u otros sonidos.
Llora para comunicar una necesidad (que lo llevéis en brazos o que lo alimentéis, que le cambiéis el pañal o que le ayudéis a conciliar el sueño).
Deja de llorar cuando se satisface esa necesidad.

Movimiento y desarrollo físico

Se mueve en respuesta a imágenes o sonidos
Reflejo de búsqueda: gira la cabeza en busca del pecho o el biberón y succiona cuando se le introduce un pezón o una tetina en la boca.
Reflejo de Moro (respuesta de sobresalto): cuando se asusta, abre brazos y piernas y luego los recoge sobre su cuerpo.
Reflejo tónico del cuello (posición de esgrima): cuando se le gira la cabeza hacia un lado, estira el brazo de ese lado mientras flexiona el brazo opuesto.
Reflejo de prensión: agarra un dedo cuando se le pone en la palma de la mano; curva los dedos de los pies hacia dentro cuando le tocan la planta del pie.

Desarrollo social y emocional 

Se tranquiliza ante vuestra  voz o tacto.
Tiene períodos de alerta.

Habilidades cognitivas (pensar y aprender)

Mira las caras cuando está tranquilo y alerta.
Sigue las caras con la vista.
 
Cada niño se desarrolla a su propio ritmo pero, si hay algo que os preocupa, informad al médico de confianza de vuestro hijo. Informadle también si vuestro hijo: 
  • No succiona bien del pecho o del biberón.
  • Tiene un brazo o una pierna que parece más débil que el otro.
  • Es extremadamente irritable y difícil de tranquilizar.
 
Acceso a la fuente de consulta: 
Your Child's Development: Newborn. KidsHealth [Fecha de consulta: 25/05/2018]

 

Comparte